Quién te ha visto y quién te ve

Para lo que hemos quedado. Una antes, cuando tenía vida, ( léase antes de ser mamá) no estaba mal.  Es decir, tenía mi puntillo, me miraba al espejo y solía gustarme lo que veía. Bien es verdad que nunca he sido una miss, que tengo la nariz muy grande, el culo regordete y las piernas…

Seguir leyendo →

Mi nube negra

Aunque soy positiva por naturaleza, cosa de familia, últimamente tengo una nube negra encima de mi cabeza y por mucho que estiro el brazo y pego saltítos para apartarla, se ve que esta agustíto aquí conmigo. Cuando mi maridín se va de viaje, las noches son mas duras si caben, vamos, estresantes. Mi peor pesadilla es…

Seguir leyendo →